Amar es para siempre

Alonso, cada vez más ahogado en sus deudas


Alonso llama al médico al que le ha aportado un cheque para que incapacite a su madre, Ana María, y así poder vender propiedades sin su consentimiento. Asimismo, aparece Joaquín Vigo para reclamar el dinero que el marqués todavía no le ha devuelto y le confiesa que son más los compañeros que se están enterando de que es un estafador.