Amar es para siempre

 Bruno contacta con dos radioaficionados


Este miércoles en Amar es para siempre… Continúa la convivencia con Sebas en casa de los Asturianos. Pastora sigue sin querer hablar con él. Bruno contacta con dos radioaficionados a los que impresiona con sus conocimientos sobre el proyecto Apolo. Henar propone hacer la cena de sus compañeros en El Asturiano. Será una excusa para juntar a Pelayo y a Fuen, a los que convencerá con la ayuda de Marcelino y Benigna. Federico trata de chantajear a los Novoa. Jaime se plantea pagarle y tiene un fuerte enfrentamiento con Nuria. Quintero se preocupa por ella y Nuria comparte con Benito su preocupación por Jaime y por lo que le dijo Argimiro.

Henar presencia cómo Alonso se apropia de la idea de Marta, hablando con Holstein. Argimiro pide consejo al Obispo que le recomienda guardar el secreto y evitar el escándalo mientras no sea absolutamente necesario. Bruno le pide a Jaime que sea su padrino de confirmación y, afectado por el escándalo del ciclismo, le muestra su apoyo a Félix. Sebas recurre a Pelayo para escribir una carta de amor a Pastora y Pelayo acaba evidenciando lo que siente por Fuen. Alonso decide vender propiedades para enfrentarse a su deuda y mantener a Marta y su dinero al margen. Jaime contacta con el médico del Peña Quebrada y confirma sus sospechas sobre Federico. Impacto de Félix al descubrir las mentiras de Federico.

                  

Haz clic aquí para ver más fotos