Amar es para siempre

Ernesto, enfurecido: “No estoy acabado, no vais a poder conmigo”


Ernesto se ha quedado paralizado ante la acusación de Samuel delante de toda su familia. Su mentira ha llegado a su fin y su familia le repudia, odia y rechaza. Ernesto saca su ira para gritarles que no van a poder con él. Parece que sus palabras, ya no amedrentan a nadie…