Amar es para siempre

 Fuen decide volver a Turégano y se despide de Pelayo


Este jueves en Amar es para siempre… Nuevos sucesos extraños en el hostal convencen a Fuen de que la culpa es del Conde, el célebre fantasma de Turégano que ella se ha traído del pueblo sin darse cuenta. La revolución hormonal que vive Bruno tiene muy preocupada a Rosalía. Pide a Jaime que hable con su hermano para tratar de mitigar su fiebre sexual. Rafael visita a Alonso para prevenirle de la investigación que se ha puesto en marcha y le aconseja no seguir moviendo dinero desde Suiza. La atracción que Esteban siente hacia Rosalía la pone incómoda y pone en peligro su colaboración en el proyecto de la escuela hospicio. Tras las duras palabras de Henar el día anterior, Fuen ha decidido volver a Turégano y se despide de Pelayo. Pelayo se moviliza para tratar de evitar el sinsentido de la brecha que se ha abierto entre tía y sobrina.

Ana María sabe que el hijo que esperan es de Rafael e inquiere a Alonso sobre la relación de Marta y su antiguo amante. Alonso tiene que pararle los pies cuando llega a insinuar que tal vez esa relación sigue viva. Gracias a la intervención de Pelayo, Henar hace las paces con Fuen. Jaime se entera de que ha aprobado todos los exámenes de Derecho y ya es abogado. Acompaña al hospital a Nuria y allí conoce a la madre Amparo. Martín Pallarés y Rafael planean la trampa que le pondrán a Yuste y que tendrá consecuencias para el King’s y para el propio piloto.

                         

Haz clic aquí para ver más fotos