Amar es para siempre

Inés descubre que la protagonista del tebeo de Mauro se parece mucho a ella


  • Montse tiene una complicada situación cuando, después de una noche de amor e insomnio junto a Gabriel, aparece Olga.
  • Gracias a la pericia de Asunción, al trabajo de Héctor y a un poco de suerte, se logra resolver el caso del retablo robado.

Inés descubre que la protagonista del tebeo de Mauro se parece mucho a ella.

Carmen está preocupada por Violette. Se siente aliviada cuando la muchacha le confiesa que llevará a su hijo lejos de Madrid.

Montse y Gabriel, después de una noche de amor e insomnio, se despiertan demasiado tarde. La situación se complica cuando aparece Olga y hay que buscar el modo de sacar a Gabriel del Hostal.

Por otra parte, Mauro cree que el desánimo de Tomás se curaría con compañía femenina.

Inés y Arturo tratan de reconducir su relación personal pero resulta difícil, hay una clara frialdad, hasta que Inés se emociona escuchando a Arturo alegar que, a pesar de que Cristóbal no quiera seguir con la defensa de su madre, no va a abandonarla.

Gracias a la pericia de Asunción, al trabajo de Héctor y a un poco de suerte, se logra resolver el caso del retablo robado.