Amar es para siempre

Javier huye al conocer la culpabilidad de Vicky


Vicky, entre la espada y la pared, acaba contándole a Javier qué pasó la noche del accidente de Ortega. El fotógrafo, horrorizado con lo que acaba de conocer, huye del lado de su amiga al saber que ella es la culpable de la amnesia de su padre.