Amar es para siempre

Jesús desprecia duramente a Domingo


Domingo trata de advertir a Jesús de que Gabriel está buscando a la persona que le ha robado la cinta. Pero Jesús no teme a Gabriel, tan solo siente un tremendo dolor al haber descubierto que Domingo es cómplice de asesinato, algo de lo que el jefe de recepción, le confiesa, se atormenta cada día. Jesús termina destrozando a Domingo cuando le confirma que se irá a vivir al pueblo con Romi.

Fuente: antena3.com