Amar es para siempre

Luisita regresa a los brazos de Manolita y Marcelino


Manolita no aguana ni un minuto más sin su hija y, dispuesta a marcharse a Galicia para buscarla, se encuentra con que es Luisita quién ha vuelto a los brazos de sus padres. La joven, que ha vuelto a casa con Marcelino y Manolita, advierte que ha llegado para calmarles y sobre todo, para aclarar las cosas. ¿Volverá a marcharse?