Amar es para siempre

Luisita, superada ante el reto de ser madre, reconoce a Manolita que no está preparada


Tener que cuidar al bebé de Isabel ha supuesto un baño de realidad para Luisita, que termina pidiendo ayuda a su madre.

Luisita se encuentra desbordada con el bebé de Isabel, después de que ésta lo dejara abandonado en su casa junto con una carta. El niño no para de llorar y la situación ya la ha superado hasta el punto de pedir recurrir a su madre.

Manolita acude en su ayuda y se queda sorprendida por la situación, aunque cree que esto confirma que tener un bebé supone una responsabilidad mayor que lo que su hija imaginaba. Luisita, apenada y derrotada, reconoce que no está preparada para la maternidad. ¿Abandonará definitivamente la idea de tener un hijo?

Adelántate a la emisión de los próximos capítulos en ATRESplayer PREMIUM.

Fuente: antena3.com