Amar es para siempre

Marta se emociona tras la aparición de Ana María: “La necesito”


En la búsqueda desesperada de Ana María, Marta, tocadísima tras saber que su hermana está embarazada de Rafael, termina confirmando a don Argimiro que renuncia para siempre al posible amor del piloto. La marquesa, derrotada, aparece por sorpresa en el ático. Marta le ofrece que vivan juntas asegurándole que el hijo que espera es su nieto. El giro inesperado de Marta emociona a Ginés.