Amar es para siempre

 Marta y Alonso llegan a un pacto de confianza


Este miércoles en Amar es para siempre… En el hostal, alguien ha movido algunas cosas de sitio por la noche y Benigna intenta indagar quién ha sido. El conflicto entre Henar y Fuen se enquista y, ante la incomprensión de su sobrina, la segoviana decide volver al pueblo. Fiona acaba comprendiendo que su atracción por Esteban tiene que ver con los recuerdos de su padre y aclara la situación con él. Benigna emociona a la americana con un detalle por su cumpleaños. Rosalía se escandaliza al encontrar unas insinuantes imágenes de modelos de lencería, procedentes de las revistas de Alba, bajo el colchón de Bruno y entiende por qué su hijo pasaba tanto tiempo en el baño. Rosalía organiza una cena en casa de los Novoa para celebrar los primeros pasos de la Fundación y el éxito de sus hijos. Ana María accede a ir a regañadientes y Alonso le exige que se comporte, haciéndole ver que Marta ya está al tanto de la situación económica familiar. Henar no está pasando su mejor momento, pero acepta ilusionada la invitación de Rosalía.

Enterada de la discusión entre Félix y Jaime, Rosalía media entre padre e hijo para que se reconcilien. Tras la discusión sobre el patrimonio, Marta y Alonso llegan a un pacto de confianza y éste firma la autorización para que Marta invierta en la cartera de valores familiar. Sin embargo, un nuevo conflicto surge en el matrimonio cuando Alonso anuncia a toda la familia, sin el consentimiento de Marta, que van a ser padres. Quintero encuentra el cuaderno de donaciones a la causa juancarlista sin sospechar que Maroto lo ha dejado allí. El capataz reporta ante Yuste la devolución del cuaderno y acaba revelándole a Rafael que la policía está investigando las cuentas de los grandes aristócratas. Gonzalo, con complicidad de Rafael, prepara en el Kings una exposición con fotografías de Johnny.

                         

Haz clic aquí para ver más fotos

Comenta y reacciona más abajo, ¡queremos saber qué te ha parecido!