Amar es para siempre

Natalia, a Carolina: «Gabriel no es mi prometido, es mi carcelero»


Tras el reproche de Carolina a Natalia por casarse tras haberla sorprendido en los brazos de Carlos, Natalia se sincera a Carolina y le cuenta la verdadera situación que está viviendo. La boda es una obligación para Natalia porque tiene miedo de que Gabriel haga daño a quien quiere. Carolina se ha disculpado con Natalia al comprender la difícil situación a la que se enfrenta.

Fuente: antena3.com