Amar es para siempre

Onésimo tiene atrapada a Elena por sus deudas de juego


Este Jueves en ‘Amar es para siempre‘: Don Gabino imparte clases particulares a Maite y termina propasándose con ella. Bonilla saca a Héctor de la cárcel.

Diego está confuso: parece que finalmente Augusto no se casa por dinero porque se casará con Valeria a pesar de creer que ésta no heredará. Luci le hace sospechar de nuevo: borracha, cuenta que hubo un momento en que Augusto quiso cancelar la boda.

Elena juega y pierde fuertes sumas de dinero. Onésimo la tiene atrapada por dos pagarés que ella ha emitido. Elena pretende que Augusto la saque del apuro a cuenta de lo que ganarán cuando se case con Valeria, pero Augusto se niega: ni siquiera tiene fecha para la boda. Elena intentará adelantar la boda sin conseguirlo.

Bonilla saca a Héctor de la cárcel: le ha dejado dentro un mes para ver si reflexionaba y salía curado de su ira y su tendencia a la mala vida. Héctor parece haber mejorado en ese aspecto, aunque sigue sin recordar nada. Asunción, a pesar de que sigue dispuesta a ayudarle por ser el padre de su hijo, ya no lo quiere.

A Luis el régimen le acosa cada vez más: hasta le sigue un vigilante. Luis informa a Alejandra que su padre es responsable del acoso, la muchacha no le cree y le desprecia.

Don Gabino imparte clases particulares a Maite. Después de hablar con Pruden y con Samuel para prepararse el camino por si Maite decide protestar, termina propasándose con ella durante una clase. Maite por el momento aguanta.

Avance en Video